Bienvenidos/as

Gracias por compartir mi blog. Espero que encuentren acá, alguna información de su interés.

Datos personales

Mi foto
Soy profesor universitario. Trabajo por el desarrollo de Cabañas, un departamento de El Salvador, muy bello, pero también donde hay mucha pobreza, especialmente en lo educativo y cultural. Soy planificador educativo y trabajé por muchos años como director y coordinador de proyectos sociales. Me considero una persona con una visión amplia que trata de valorar lo positivo de cada quien.

lunes, 22 de febrero de 2010

COSAS Y CASOS SALVADOREÑOS

 Jocotes verdes en Cabañas

 (Con un klick aumenta la imagen)

 


 

TRISTES VERDADES SOBRE LA RENOVACIÓN DEL DUI

El calvario para obtener el Documento Único de Identidad (DUI) refleja en buena medida mucho de lo que ha pasado a ser parte de nuestra cultura. 
En primer lugar, lo reacios que somos los salvadoreños a seguir las reglas del orden en cuestiones tan necesarias como la identidad de las personas. 
Para un salvadoreño común llamarse según el nombre con que lo bautizaron, con el que lo asentaron en la Alcaldía o con el que le conocen en su lugar de residencia, ha venido a ser lo mismo. Así existía en la cédula anterior, el famoso “conocido o conocida por” tan utilizado por los abogados en los trámites notariales.
Por otro lado, es parte del salvadoreñismo, la inveterada costumbre de dejar para el último día, la realización de un trámite obligatorio como sucede con la declaración de la renta, el pago de la mensualidad de la luz o del agua, de colegiaturas, de nuevas placas de vehículo, etc. De ahí las colas enormes de la gente que deja todo para última hora y que quiere ser bien atendida. 
Otra razón de fondo para que se exija un documento básico de identidad como la partida de nacimiento auténtica, debiera ser la de asegurar la nacionalidad de una persona. Sin embargo existen serias lagunas que no garantizan la seguridad jurídica de las partidas de nacimiento. Y eso es consecuencia de la irresponsabilidad de instituciones responsables de extender documentos de identidad como las Alcaldías y los notarios con base a la Ley del Ejercicio Notarial de la Jurisdicción Voluntaria, cuyo decreto fue promulgado inicialmente en 1979 y modificado en 1982, 1991 y 1994. 
Con base a esa ley, se han extendido certificaciones para entregar partidas de nacimiento a extranjeros que volviéndose salvadoreños de esa manera, han podido votar en las elecciones o se han servido de tales documentos para realizar trámites como salvadoreños, como es el caso del famoso Luis Posada Carriles. 
Otro hecho que ha venido a confirmar esta situación tan generalizada, se ha dado justamente en la semana anterior, con el caso de Jorge Aníbal Torres Puello, inscrito como salvadoreño en la Alcaldía de Huizúcar el 19 de octubre del 2007, como Jorge Torres Orellana. (Ver noticia redactada por Juan Carlos Vásquez, de Diario el Mundo en el sitio siguiente: 
http://www.elmundo.com.sv/Mambo/index.php?option=com_content&task=view&id=23674&Itemid=41 Utilizar testigos falsos y contar con partidas de nacimiento chabeleadas y después tener un DUI legalizado, ha estado a la orden del día. Y eso lo saben abogados, funcionarios públicos y tanta gente que ha visto a extranjeros, menores de edad y personas con doble documentación, ejercer su sufragio en El Salvador y realizar diversos actos como salvadoreños. 
Debe recordarse además, que una buena cantidad de DUIs fue extendida a partir del 2001 únicamente con la cédula de identidad, documento que se sabe no garantizaba una verdadera seguridad jurídica.
La idea de introducir el DUI en el año 2001, era según el mismo texto de la ley: “Que el DUI constituirá un instrumento de trascendental importancia en el contexto de la seguridad nacional, especialmente referida la seguridad ciudadana y la jurídica” y que “El Documento Único de identidad, es el documento oficial, suficiente y necesario para identificar fehacientemente a toda persona natural, salvadoreña, en todo acto público o privado, tanto dentro del país, como en el extranjero, cuando dichos actos surtan efectos en El Salvador”. 
La entidad responsable de la emisión del DUI según la ley, es el Registro Nacional de las Personas Naturales (RNPN). DOCUSAL es sólo una empresa emisora que responde a un contrato determinado y en sus oficinas están los representantes del RNPN que avalan que una partida de nacimiento es válida. 
La responsabilidad del RNPN para no contar a la fecha con una base de datos consistente y depurada sobre la identidad de las personas, tiene que ver con los funcionarios que dirigieron tal institución en el pasado relativamente reciente y que permitieron que se extendieran DUIs a decenas de miles de personas probablemente extranjeras y menores de edad. Ese hecho fue expuesto por la misma OEA antes de las elecciones del 2009. 
Eximir a los salvadoreños para que no presenten una partida de nacimiento actualizada, tal vez no tenga mayor relevancia, si en las alcaldías tampoco se depura la información sobre tales partidas y su autenticidad, especialmente en los casos de las entregadas con base a la famosa Ley del Ejercicio Notarial de la Jurisdicción Voluntaria. 
Que no aprovechen esta oportunidad el RNPN y las Alcaldías, para disponer de una base de datos consistente, sería darle largas a un asunto que es atentatorio de la seguridad nacional. 
Por lo tanto, es indispensable que el RNPN cree una base de datos de aquellos DUIs sustentados en partidas de sospechosa legalidad y que fueron extendidas de acuerdo a la ley del Ejercicio Notarial, ya citada. Y que los documentos de aquellas personas que obtuvieron de esa manera su identidad, debieran ser objeto de una mayor depuración en el futuro próximo. 
El costo actual por la emisión del DUI, no debiera ser un tema trascendente frente al objetivo de contar con un documento de identidad actualizado y veraz. Esto a pesar de la protesta de muchos salvadoreños que gastan en cosas innecesarias y que no valoran la importancia del DUI y que fueron acostumbrados por los politiqueros a que les entregaran los documentos en forma gratuita, a costa del impuesto de todos nosotros. 
De no crear una multa aunque sea simbólica, para quienes no renueven su DUI en las fechas establecidas y de no ampliar los centros de atención cuando fuere necesario, las aglomeraciones incontroladas en las fechas tope, seguirán a la orden del día. Lamentablemente, así somos los salvadoreños.


MUJER DE SOL Y PANELA

Llegaste en pleno verano
a la par de los lamentos
del rudo trapiche de madera.
Y brotaste pudorosa
entre la madre y los hijuelos,
junto al caldo de la caña.

Te mezclaste después
con la miel que hervía,
rebasando el perol
hecho de tosco hierro.
Y atizaste la leña 
del quebracho y del candelillo,
en aquel horno de tierra
enrojecido por las llamas.

Adiviné tus pasos
entre los labriegos sin horario
y las mujeres repletas de sol
que degustaban sin pausa
la puzunga.
Y entre los niños caretos  
que se alejaban corriendo
con sus bigotes nuevos
hechos de espuma y de cachaza.

Apareciste más tarde:
con aquel líquido pardo
enfriado a fuerza de paletas,
entre los batidos rociados de anís,
y entre los morenos atados
del dulce de panela.

Volaste más tarde
movida por los vientos
junto al polen de las flores
transportado por las abejas.
Pero has de volver de nuevo
cada vez que se esparza
por los valles y cañales
un nuevo olor a molienda.

José Ramiro Velasco, febrero 2010.


 LOS JOCOTES TAMBIÉN SON SALVADOREÑOS

El jocote es originario de Centroamérica y México. Nuestros antepasados le llamaban “xocotl” en nahuat; y los científicos lo han clasificado como: spondias purpurea. 
El árbol de jocote pertenece a la familia de las Anacardiáceas. En nuestros campos encontramos diferentes clases de jocote, como: turco o pitarrilla, de azucarón, tronador, de corona, de invierno, de iguana.
El jocote común se siembra por lo general en los terrenos más áridos y es admirable ver como en la etapa más seca del verano está lleno de frutos. En los cercos de Cabañas por ejemplo, abunda el jocote de iguana, llamado así por ser muy pequeño y ácido y porque en otros tiempos, era la fruta preferida de los garrobos e iguanas, ahora en proceso de extinción. 
El jocote de corona es llamado así, probablemente por ser el rey de entre los jocotes debido a su gran tamaño y sabor. Es cultivado en la zona de los volcanes, especialmente de Santa Ana y el Chingo. En el Cantón Buenos Aires, muy cerca del Volcán de Santa Ana, me encontré con árboles centenarios cuya cosecha era vendida por los propietarios a los toponeros, en el mismo árbol; y los toponeros se encargan de cortar la cosecha. Cada uno de aquellos árboles produce unos ocho mil jocotes. El costo actual en el mercado es de aproximadamente unos diez jocotes de corona por dólar.
El clima fresco es indispensable para una buena producción del jocote de corona. Con esmero se puede lograr que desarrollen los árboles de esta clase en terrenos más cálidos, pero el fruto será mucho más pequeño y de menor calidad. 
Pero los jocotes del común son los tronadores que pueden ser dulces aunque con un poquito de ácido. De ahí que sean los preferidos cuando están verdes para prepararlos en encurtido o ya maduros para comerlos en su estado natural. Tradicionalmente este tipo de jocotes se preparan en dulce en los días de la Semana Santa y se sirven acompañados de una guacalada o una taza de chilate.
Que los jocotes verdes son sabrosos, lo pueden atestiguar los bolitos que pasan sus tragos de licor puro, gracias a las bocas de jocote. O las embarazadas y colegiales que se los comen con abundante alguashte. 
Existen lugares que hacen honor a esa fruta. Así en San Matías, Departamento de La Libertad, existe el Cantón el Jocote; en San Miguel, existe el Caserío Jocote Dulce; en Coatepeque existe el Cantón El Jocotón, sólo para señalar algunos. 
Los jocotes son tan salvadoreños como las pupusas, a tal grado que en el caló salvadoreño esa palabra, puede tener varios significados. Por ejemplo, decimos que la situación está jocoteada o sea muy tremenda. O que el examen de un estudiante estuvo “jocote” es decir muy difícil. 
En otros casos se habla de los jocotes, cuando los dedos se hinchan, así se diría que al delincuente lo llevan amarrado de los jocotes.
También se usa el término aunque menos, de manera vulgar, para referirse a una parte íntima de los hombres. Se puede decir que “ese si tiene los jocotes bien puestos”, para indicar que ese hombre es muy valiente. - 


POR FAVOR CONTESTE LA PREGUNTA QUE SE FORMULA AL LADO DERECHO DE ESTA PÁGINA. GRACIAS.



lunes, 1 de febrero de 2010

OTRA PÁGINA SOBRE LO NUESTRO


LAS RUSTICAS PUERTAS DE GOLPE
















¿QUÉ LE PASA AL FRENTE?

El principal partido de izquierda ahora en el gobierno, actúa como si todavía estuviera en la oposición. Algunos de sus funcionarios parecieran desconocer la lealtad y el trabajo en equipo dentro del Ejecutivo.
Por lo general, las bancadas de diputados del partido de gobierno en otros países,  mantienen una relación estrecha con el Órgano Ejecutivo, respetando por su puesto la independencia de poderes.
Diríase que algunos dirigentes del Frente se sienten envalentonados y en cuanta oportunidad tienen, hacen declaraciones a veces traídas de los cabellos. Hablan de temas que parecen hasta un tanto incoherentes, sin mayor elaboración y que sirven más para crear anticuerpos en la oposición y en la sociedad, de manera innecesaria.
Amenazan con implantar la revolución, pero todo se queda “en arranques de buey tusero”, como decía mi amigo Enrique Sánchez. (Ustedes sabrán que los bueyes, después de comer mucha tusa, si ven una vaca intentan, pero no pueden).
Da la impresión que no encuentran otra forma de estar en la agenda pública o mejor dicho en la palestra publicitaria. O será que quieren tirar algunas cortinas de humo para que no les exijamos sobre el cumplimiento de algunas ofertas que hicieron en la campaña electoral, de las que no se pueden zafar, pues aunque digan que el Gobierno es de Mauricio Funes y no propiamente del FMLN, ambos firmaron un acuerdo partidario y en la campaña dijeron que eran una sola cosa.
Volviendo a las declaraciones, me parece que han salido a relucir varias “reflexiones” como algunos de ellos las llaman para no comprometerse,  pues bien saben que no las pueden llevar a cabo y que no tienen ninguna relevancia en este momento.
Qué poca creatividad se les ve a varios de esos dirigentes que creen que pueden fácilmente darle “atol con el dedo” al pueblo llano, del que olvidan que ya ha “avivado” mucho.
Debo aclarar que espero no ser tildado de derecha o asociado a algún partido político de derecha, como se les suele ubicar a los que señalan alguna deficiencia a ese partido.
Critiqué duramente al partido ARENA en el pasado y ahora expreso mi opinión, como ciudadano independiente, que ejerce su derecho a expresarse de manera libre; sin escudarme en un color político determinado. Además, espero que se interprete mi comentario como una crítica constructiva, aunque no por ello menos picosa.
Comencemos con lo dicho por el Señor Vicepresidente, en unas primeras declaraciones el 25 de junio, cuando se refirió a reformas al Plan de Educación 2021, señalando textualmente: “Hay programas que no tienen coherencia, vamos a tratar de darles coherencia”.
Un mes después el 24 de julio de 2009, mencionó que se eliminaría el Programa EDUCO. "Ese programa ya no tiene razón de ser" dijo. Sin embargo, a finales de agosto, a raíz de la presión pública cambió su discurso, mencionando que se entraría a un debate para su continuidad; y poco después, declaró que sólo sería objeto de algunas readecuaciones. Tales readecuaciones, al final han tenido que ver tal vez con el tipo de contratación de los docentes en ese programa.
El 20 de noviembre, el Vicepresidente habló abiertamente de la reforma educativa que estaría planteada en el documento "Transformación de la Educación. Programa Social Educativo 2009-2014, “Vamos a la Escuela".  
En el mismo noviembre, el Vicepresidente se comprometió en Venezuela, a impulsar el Socialismo del siglo XXI y mencionó que se estaba “analizando” la integración del país al ALBA, según informó la Agencia Cubana de Noticias (AIN).
Sobre tales declaraciones tuvo que salir al paso el Presidente de la República para desmentir lo afirmado, señalando: “Que quede claro. Ni este Presidente de la República, ni mi gobierno está analizando la incorporación de El Salvador al ALBA” "Este gobierno le apuesta a la integración Centroamericana, no a cualquier otro tipo de agrupamiento por razones ideológicas,  de manera que no lo haremos”, reiteró Funes.
Durante su estadía en Cuba a principios de diciembre, de nuevo el Vicepresidente expresó como interés del país, adoptar el método cubano de alfabetización "Yo sí puedo". Pero tan sólo horas después, el Presidente Funes deslegitimó el plan de reforma educativa y aseguró que Sánchez Cerén no iba a Cuba a traer ningún modelo cubano.
Aseguró además el Vicepresidente, “que se evalúa la implementación de un sistema de medicina similar al que se tiene en la isla del Caribe”, según informó en su página web, la Agencia Informativa Latinoamericana, Prensa Latina. La Ministra de Salud se encargó de desmentir inmediatamente tales declaraciones.
Y en enero, al conmemorar el 18.º aniversario de la firma de los Acuerdos de Paz, el Vicepresidente señaló que hay artículos pétreos de la Constitución de la República que son una “aberración” y merecen revisión.
Estas declaraciones levantaron gran polvareda a nivel nacional y no es para menos, pues cambiar artículos fundamentales del sistema no es cosa sencilla y en todo caso, requerirían un amplio consenso nacional y por supuesto del sistema político que no son posibles en este momento.
Mis comentarios:
Hablar de reforma educativa a la ligera es una irresponsabilidad. Debe decirse que no se pueden estar haciendo reformas de algo tan fundamental como la educación, cada cinco años; pues lo que está al fondo, es la niñez y juventud salvadoreña. Antes de descartar lo existente, debe hacerse una evaluación seria, amplia y con la participación de todos los sectores involucrados. Sobre esto, tuve la oportunidad de vivir muy cerca el desarrollo de la Reforma de 1968 y participé de manera activa en la implementación de la reforma de los años 90 y entendí que se trata de procesos que no son cinco de yuca. (En otra oportunidad me referiré a proyectos como la entrega de materiales educativos, de uniformes y zapatos que están llevando a cabo en este momento en los centros escolares, a nivel nacional).
Sobre el socialismo del Siglo XXI, considero que el FMLN  cae en el mismo error del que ha acusado a los seguidores del neoliberalismo, al querer importar modelos cuyo diseño y propósitos responden también a intereses externos. En mi humilde opinión, si quieren ir tan lejos, ¿por qué no plantean un socialismo criollo al estilo salvadoreño, con la fundamentación teórica y práctica, requeridas  y el debate público correspondiente?
En cuanto a las reformas a los artículos pétreos de la constitución, el Frente sabe que no disponen de la correlación necesaria en la Asamblea. Por otra parte, no hace ni un año que insistieron abiertamente en la campaña electoral  que su marco de actuación sería la actual Constitución de la República, que además han jurado cumplir y hacer cumplir.
Todas esas declaraciones no vienen a ser más que salvas tiradas al aire, que no hieren, pero que molestan la inteligencia de los salvadoreños; cuando afrontamos problemas tan serios como la delincuencia que ha llegado a niveles intolerables y el alto costo de la vida que se ha disparado por las nubes.
En relación al ataque a la delincuencia es válida la siguiente pregunta: ¿Y cómo es que estos señores que tuvieron gran capacidad de inteligencia en la guerra para conocer y contrarrestar las maniobras del enemigo y neutralizar sus ataques, ahora no dan las menores muestras de capacidad estratégica y táctica frente a las pandillas y el crimen organizado? ¿Dónde queda la gran capacidad de los dirigentes para encontrar formas creativas de contrarrestar ese flagelo?
Y en los temas de la economía familiar y el alto costo de la vida, ¿cómo explicar que su mismo militante, el anterior Presidente de ANDA hasta diciembre pasado aplicara tarifas por el servicio del agua que rondan entre 300%  y 600% y que cargan la mano sobre los sectores más pobres de la población salvadoreña?
Cómo se cumple de verdad, aquel viejo dicho que “no es lo mismo verla venir que platicar con ella”. No es lo mismo haber estado en la oposición que ser copartícipes  de las políticas y actuaciones del Gobierno, tanto del nivel central como de otros órganos del Estado.
De no haber mediado la intervención del Presidente Funes para desmentir tanta ocurrencia y actuación antojadiza, el río estaría más revuelto de manera innecesaria.
Qué asesoría tendrán estos señores a nivel político que creen que la población no se las va a ver con ellos en las próximas elecciones. Al menos muchos de los que votamos por Mauricio y que nos tocó marcar la papeleta con la bandera del Frente, no somos personas que votamos por consignas, necesitamos hechos y no palabras vacías que sirven para salir del paso.
De no corregir su equivocada táctica mostrada hasta el momento, no les auguramos muchos éxitos en el futuro a estos señores, aunque los ciudadanos del voto duro les digan lo contrario.
Sin embargo, no todo es negativo. Debo reconocer las actuaciones muy leales con el gobierno por parte de algunos ministros como el de Relaciones Exteriores, Obras Públicas y otros.


-



QUÉ ES EL PRIMER AMOR

Es un destello de la aurora
que se une al perfume
de las flores,
y al canto de las avecillas
en la primavera.

Es un sortilegio divino
que irrumpe sin anuncio
en la fresca mañana
o en la hora tardía,
tocando las fibras ocultas
del corazón y del alma.

Es un delirio incomprensible
que aparece una vez
en la senda de la vida;
y que entra sin permiso
por la puerta angosta
de una mirada,
de una palabra afable
o talvez de una sonrisa.

Es la ilusión sin medida
de estar tan cerca,
de estar a solas,
de saber cómo es
y de entregarle un beso.

Es el arrebato de ensueño
que hace soñar despierto;
que se queda inmóvil
y gravado para siempre
en la memoria.

Es preludio de música celeste
que flota en el aire,
como milagro de antaño,
de ayer, de hoy
y de siempre.

Es una quimera que se quedó
en proyecto,
por falta de alas
y de aliento;
por aquel desdén ingrato;
o tal vez por la censura
de las reglas sociales.

Es el sello indeleble
de la pasión indómita
que vivirá a flor de piel,
junto a nuevos encuentros
llenos de encanto, de dicha,
de ilusión o de ternura.
Ramiro Velasco, febrero 2010




MI AMIGO MURIÓ POR MI CULPA Y ME ARREPIENTO

Mi gran amigo murió trágicamente, por esas cosas de la vida. Yo tenía apenas siete años, ya hace un buen rato. En aquel momento, jugaba con mi hermano en el patio alargado de aquella humilde casa, ubicada en uno de los barrios de Sensuntepeque.
El día era gris y estoy casi seguro que era el mes de abril, pues hacía calor.
Acababa de llegar con mi hermano de la escuela parroquial y pronto nos llamarían al almuerzo. Mientras tanto, nos pusimos a pelotear, como acostumbrábamos a decir cuando tratábamos de mantener la pelota en el aire, dándole con el pie.
Mi amigo se llamaba Mauricio y aunque le decían Güicho, yo prefería llamarlo por su verdadero nombre. Tenía los ojos azules y cuando nos encontraba, no se alejaba de nosotros, diría que nos marcaba de estampilla.
Él era muy pequeño y a pesar de su corta edad, le gustaba jugar mucho con nosotros.
Debo confesar que todo fue un accidente y nada premeditado. Tal vez por eso mi conciencia está tranquila y me siento libre de culpa.
Jugábamos con la pelota preferida, aquella que llamábamos de calcetín, pero que en realidad era de trapo, forrada con media de mujer y que no sé como había llegado a nuestras manos.
Mi amigo miraba atentamente todos nuestros movimientos y en más de un momento corrió detrás de la pelota. Pero mi hermano y yo éramos muy hábiles y era difícil ganarnos una carrera. Por lo tanto, nos posesionábamos rápido de la pelota, antes que él intentara agarrarla.
Aún recuerdo que yo llevaba mi pantalón y mi camisa kakis del uniforme de la escuela y mis zapatos negros clavados, como era la usanza de los niños pueblerinos de entonces. Cada uno de aquellos mostrencos zapatos debía de pesar unas dos libras. ¿Por qué eran clavados? No lo sé, tal vez por el poco desarrollo de la industria artesanal del calzado en aquella época. Por comodidad, yo les había aflojado las cintas y por lo tanto, estaban expuestos a zafarse en cualquier  momento.
En una de esas, se me ocurrió de repente lanzar al aire el burro del pie derecho, gritando al mismo tiempo: ¡que viva el zapato!. Y aquel artefacto salió volando con más fuerza que un disparo. Con tal mala suerte, que le cayó en la cabeza justo a mi amigo Mauricio, que comenzó a vomitar sangre, a dar vueltas y arrastrarse por el dolor y por la congoja.
Pedimos auxilio a los mayores de la casa y fue inútil revivirlo, por más que le aplicaron los siete espíritus y otros medicamentos caseros. Además lo metimos en un guacal de hojalata y le hicimos ruido, como acostumbraban a hacer con los pollitos para que revivieran. Mauricio estaba totalmente muerto.
Después vinieron los regaños y la responsabilidad que caía meridianamente sobre mí, tanto en mi casa, como en la de los amiguitos vecinos, Pepe y Calín Orellana y Popo que vivía enfrente, al otro lado de la calle.
Sé que mi amigo Mauricio descansa en paz y que me habrá perdonado por ser el causante directo, aunque inocente de su muerte.
Desde entonces, no creo que los gatos tengan siete vidas, como dice la gente.

Nota: Alguien que leyó esta nota, me dijo: ¿Y qué trascendencia tiene escribir sobre la muerte de un gato, si hoy día en El Salvador mueren por efecto de la violencia unas 14 personas diariamente y parece que ya nadie se impacta por ello?.
Yo pienso que nos hace falta, hoy más que nunca, la sensibilidad infantil frente a sus mascotas. Por algo dijo el Colocho: "Si no os hiciereis como niños no entraréis en el Reino...” (Mt. 18,3).

POR FAVOR, CONTESTE LA ENCUESTA QUE APARECE A LA DERECHA DE ESTA PÁGINA. MUCHAS GRACIAS